No es una tarea sencilla tener capital humano calificado y motivado. El talento en los profesionales es un factor escaso. Los departamentos de recursos humanos siempre se enfocan en atraer el mejor talento y en escoger a la mejor persona que encaje a la perfección con el perfil del cargo y con la cultura de la empresa. Sí, por supuesto, esto es suma importancia, sin embargo, muchas organizaciones se olvidan de hacerlo sentir bien en su lugar de trabajo y de retenerlo.

Y es que como suele ser difícil conseguir esos talentos, es probable que esos buenos empleados tengan, en muchos casos, elevados índices de rotación y vayan cambiando de empresa a medida que surgen propuestas más tentadoras.

Perder un buen empleado le cuesta a una empresa, ya sea en términos económicos como en términos de productividad y competitividad, que a la final, también tendrán efectos económicos.  Por eso los departamentos de recursos humanos se deben encargar no solo de atraer a los mejores, sino de retenerlos.

La empresa colombiana acsendo, menciona  cuatro claves para conseguir este objetivo

Ofrecer las mejores condiciones

Desde instalaciones cómodas, equipos en buen estado, cubrimiento en salud y seguridad social, entre otros beneficios, son  fundamentales para poder retener al mejor talento y permitirles desarrollar sus tareas eficazmente, pues así como ellos le brindan su mejores cualidades a la organización esperan lo mismo de su lugar de trabajo.

Salario emocional:

Si bien la retribución monetaria es un aspecto fundamental a la hora de mantenerse en una empresa,  no es lo único que retiene y motiva a los empleados.  De hecho, beneficios como el salario emocional son los que realmente suman a la hora de mantener satisfechos a los trabajadores. Algunas de las son  actividades que fomenten  un clima sano  y acoger en la empresa, el respeto, las flexibilidad laboral, el reconocimiento de los logros  y la posibilidad de mantener un  equilibrio entre la vida personal y laboral.

Apoyar el desarrollo

Es importante tener en cuenta que los colaboradores necesitan estar en constante aprendizaje para  desarrollar sus capacidades y evolucionar profesionalmente hasta donde se lo permita su talento y potencial. Este tipo de desarrollo fomenta la productividad de las empresas y mejora el rendimiento de los colaboradores, por eso es necesario   crear programas que permitan la capacitación y adquisición de nuevos conocimientos y establecer una política de promoción interna que les permita a los colaboradores lograr ascensos a través de sus propios méritos y logros profesionales.

A la final, la alta rotación de personal es una situación a la que se le debe dar importancia, porque dejar ir el talento implica desaprovechar el conocimiento, perder continuidad en los procesos y tener imagen en el mercado como un empleador complejo . Es probable que si aplicas estas claves puedas diseñar un plan de retención de talento de manera efectiva que reduzcan los indices de rotación de tu empresa.

DEJAR COMENTARIO

COMENTARIOS